Representación en Junta de Propietarios

Representación en Junta de Propietarios

¿No puedes o no quieres acudir a la reunión de la comunidad de propietarios? Utiliza este documento para dar autorización a otra persona para que te represente y vote en ella.

¿Cuándo usar?
Utiliza este escrito:

si no puedes acudir a la junta de la comunidad y quieres que alguien te represente y vote por ti

si eres administrador de una comunidad de propietarios y quieres dar la posibilidad de que el propietario sea representado por otra persona en la convocatoria de la junta
¿Qué cubre?
Este escrito contiene:

la identidad del representante y representado

fecha de la Junta para la que se realiza la autorización

firma del autorizante en el escrito
¿Por qué necesitas un escrito de representación?
Si no puedes o no quieres asistir a la reunión de la comunidad, podrás otorgar representación mediante este escrito a otra persona a que te represente en la junta de propietarios. Así, podrás ejercer tu derecho de voto aunque no asistas a la reunión puesto que mediante la figura del representante es como si estuvieras presente a todos los efectos.

¿Puede un propietario que debe dinero a la comunidad representar a otro propietario y votar en la junta?
Los propietarios morosos pueden acudir a las juntas de propietarios pero no pueden votar en ella. Sin embargo, si podrán representar a otro propietario que esté al corriente de pago en los recibos de la comunidad.

¿Puede darse la representación a una persona que no sea propietaria de ningún piso o local de la comunidad?
El representante puede ser un propietario de la comunidad u otra persona totalmente ajena a la comunidad.

¿Puede una persona representar a distintos propietarios en la junta?
No existe límite en el número de representaciones que una persona puede llevar a la Junta. Por lo tanto, una misma persona podrá representar a varios propietarios sin ningún problema pero cada uno de los representados deberá darle su representación mediante el presente escrito.

¿Requiere el escrito de representación de algún requisito especial?
El escrito de representación debe hacerse siempre por escrito e ir firmado por el representante. Es una práctica habitual entre los administradores de fincas que adjunten a la Convocatoria, como anexo a la misma, un escrito de delegación de asistencia y representación en la junta para que pueda ser utilizado por los propietarios cuando lo deseen.

¿Qué debe hacer el representante con este escrito?
El representante lo entregará al principio de la reunión al administrador (o, el Secretario si fuera otra persona) para que éste tenga exacta constancia de los propietarios presentes y representados.

Requisitos para la asistencia por representante voluntario
La presencia del representante el día de la junta tiene su importancia no sólo a los efectos de computar el voto del propietario para el cálculo de las mayorías que se exigen para la adopción de los acuerdos sino también para la válida constitución de la junta.

Si quieres que alguien te represente en la junta de propietarios basta con que firmes un escrito de representación y delegación de voto en el que:

se identifique al representante y al representado y los número de DNI de ambos
se indique el piso o local de tu propiedad
se exprese claramente el objeto del escrito, asistir y votar en la junta en nombre del representado
se cierre el escrito con la firma por parte del representado
Después entrega el escrito de representación al presidente o al administrador de la comunidad antes del inicio de la junta.

Estatutos de Fundación

Estatutos de Fundación

Utiliza este documento si quieres asegurarte de que la fundación tiene unos estatutos que organicen y regulen, tanto el régimen interno de la misma, los derechos y obligaciones de sus miembros, como sus relaciones con personas ajenas a la fundación. En definitiva que regulen el día a día de la fundación.

¿Cuándo usar?
Utiliza estos estatutos:

Si quieres constituir una fundación

Si quieres modificar los estatutos de una fundación
¿Qué cubre?
Este modelo de estatutos contiene:

La denominación

El domicilio, así como el ámbito territorial en que haya de realizar principalmente sus actividades

La duración

Los fines y actividades de la fundación

Las colectividades de personas a las que va dirigida

Los órganos de gobierno

El régimen de administración, contabilidad y documentación

El patrimonio inicial y los recursos económicos de los que se podrá hacer uso

Causas de disolución
¿Qué son los Estatutos de la fundación?
Los estatutos son las normas que organizan y regulan el régimen interno de la fundación. Toda fundación debe tener unos estatutos en los que se recojan las normas la rigen.

¿Qué cláusulas deben incluirse en los Estatutos de la fundación?
Los estatutos deben tener un contenido mínimo y aparte pueden incluir otras normas de carácter voluntario. Respecto al contenido mínimo, es obligatorio que hagan referencia a la denominación de la entidad, los fines fundacionales, el domicilio y ámbito territorial en el que vaya a desarrollar principalmente sus actividades, las reglas básicas para la aplicación de los recursos al cumplimiento de los fines fundacionales y para la determinación de los beneficiarios y la composición del Patronato, las reglas para la designación y sustitución de sus miembros, las causas de su cese, sus atribuciones y la forma de deliberar y adoptar acuerdos.

¿Por qué necesitas unos estatutos de fundación?
Cuando vas a constituir una fundación, es requisito indispensable para que dicha fundación adquiera personalidad jurídica mediante su inscripción en el registro de fundaciones (autonómico o estatal según el ámbito de actuación) que los estatutos sociales figuren en el acta fundacional. Dado que los estatutos son la norma rectora de la estructura y funcionamiento de la fundación, en la redacción de su clausulado se deben observar unas ciertas reglas. En este modelo encontrarás todo lo necesario para la regulación de la fundación.

¿Cómo debe ser la denominación?
La denominación de la fundación, no podrá coincidir o asemejarse, de manera que pueda crear confusión, con ninguna otra previamente inscrita en los Registros de fundaciones. Además, cuando vayas a elegir el nombre de la fundación debes tener en cuenta lo siguiente:

No podrán incluirse términos o expresiones que resulten contrarios a las Leyes o que puedan vulnerar los derechos fundamentales de las personas

No podrá formarse exclusivamente con el nombre de España, de las Comunidades Autónomas o de las Entidades Locales, ni utilizar el nombre de organismos oficiales o públicos, tanto nacionales como internacionales, salvo que se trate del propio de las entidades fundadoras

La utilización del nombre o seudónimo de una persona física o de la denominación o acrónimo de una persona jurídica distintos del fundador deberá contar con su consentimiento expreso, o, en caso de ser incapaz, con el de su representante legal

No podrán adoptarse denominaciones que hagan referencia a actividades que no se correspondan con los fines fundacionales, o induzcan a error o confusión respecto de la naturaleza o actividad de la fundación

Se observarán las prohibiciones y reservas de denominación previstas en la legislación vigente

La denominación propuesta no podrá coincidir o asemejarse con la de una entidad preexistente inscrita en otro Registro público, o con una denominación protegida o reservada a otras entidades públicas o privadas por su legislación específica
¿Se pueden modificar los estatutos de una fundación?
Salvo prohibición expresa del fundador, el Patronato podrá acordar la modificación de los estatutos de la fundación siempre que resulte conveniente en interés de la misma.

¿A qué se tiene que dedicar una fundación?
Las fundaciones tienen que tener un interés general, no son una empresa, por ejemplo se tiene que dedicar a:

la defensa de los derechos humanos
al interés de las víctimas del terrorismo y actos violentos
asistencia social e inclusión social
fines cívicos, educativos, culturales, científicos, deportivos, sanitarios, laborales
fines de cooperación para el desarrollo, de promoción del voluntariado, de promoción de la acción social
fines de defensa del medio ambiente, y de fomento de la economía social
fines de promoción y atención a las personas en riesgo de exclusión por razones físicas, sociales o culturales, etc.
¿Para qué puedo crear una fundación?
Ten presente que el objetivo de la fundación no es ser una empresa o negocio para ganar dinero, porque no puede tener ánimo de lucro, pero las fundaciones podrán desarrollar actividades económicas cuyo objeto esté relacionado con los fines fundacionales o sean complementarias o accesorias de las mismas y podrán obtener ingresos por sus actividades.

¿Quién puede crear una fundación?
Las fundaciones se pueden crear por una o varias personas físicas o jurídicas (empresas o sociedades) y adquieren personalidad jurídica desde la inscripción de la escritura de constitución en el correspondiente Registro de Fundaciones.

¿Quién dirige la fundación?
Si quieres crear una fundación, tendrás que nombrar un órgano de dirección, que se llamará patronato, y siempre tiene que estar compuesto o formado por tres miembros o patronos. El patronato tiene que cumplir con los fines de la fundación y administrar su patrimonio, y el desarrollo de estas funciones es gratuito, no reciben ningún tipo de salario.

¿Cómo puedo crear una fundación?
Las fundaciones se crean con la escritura de constitución, y su posterior inscripción en el Registro de Fundaciones de ámbito estatal (si la Fundación va a ejercer su actividad en todo el territorio español o en varias comunidades autónomas) o en los Registros autonómicos (si sólo va a actuar en una comunidad autónoma en concreto).

¿Qué nombre elijo para mi fundación?
Elige un nombre para tu fundación, pero ten presente que no puedes utilizar el nombre de España, pueblos o ciudades, ni de personas que no sean los fundadores salvo que tengas su autorización.

Cuando lo hayas elegido, solicita en el Registro de Fundaciones de competencia estatal, tu certificación de denominación. El Registro te dirá si el nombre que has elegido para tu fundación ya existe, o si el mismo no puede ser porque infringe alguna ley.

¿Tengo que aportar dinero o bienes para crear una fundación?
Sí, para que la fundación pueda funcionar y desarrollar su fin necesita bienes y derechos de cualquier clase (dinero, bienes inmuebles, etc.), es decir tiene que poder cumplir con sus fines fundacionales. Y por eso cuando la crees tienes que aportar un capital mínimo de 30.000 € en dinero o bienes por ese valor.

Si va a ser en dinero, para crearla tienes que aportar por lo menos el 25% (7.500 €), y el resto del dinero lo tendrás que aportar en un plazo de cinco años.

También pueden recibir donaciones que tendrán que certificar. Utiliza nuestro Certificado de donación para justificar las donaciones realizadas.

Convenio Regulador

El Convenio Regulador

Utiliza este convenio regulador para minimizar los problemas y pactar con tu cónyuge las normas a aplicar en relación al domicilio, el cuidado, mantenimiento de los hijos y los aspectos económicos del matrimonio, que luego podrás utilizar en una posible separación matrimonial o divorcio.

¿Cuándo usar?
Utiliza este convenio cuando:

quieras evitar problemas por si decidieras mediante un acuerdo con tu cónyuge, la separación de hecho y poner fin, momentáneamente, a la convivencia
quieras hacer una separación legal acordada con tu cónyuge y además solicitarla al juez a través de un abogado
quieras solicitar un divorcio con acuerdo con tu cónyuge a través de abogado
¿Qué cubre?
Este convenio incluye unas normas a cumplir por los dos, en los siguientes temas:

el cuidado de vuestros hijos, si los hay

el régimen de visitas

cómo contribuir ambos al pago de los gastos familiares y de los hijos (por ejemplo: agua, luz, colegios, clases extraescolares, vacaciones, etc…)

cómo se usaría y quién la vivienda familiar

cómo se deberían repartir los bienes familiares

si consideráis necesario fijar una pensión compensatoria entre vosotros en caso de que se produzca una separación o un cese de la convivencia

qué hacer con el régimen económico del matrimonio (por ejemplo: en caso de separación el matrimonio se compromete a cambiar el régimen económico de gananciales y separar sus bienes mediante capitulaciones matrimoniales)

¿Qué ocurre con el domicilio conyugal?
Como consecuencia de la separación , uno de los cónyuges tendrá que cambiar de domicilio, con lo que en este convenio puedes acordar el respeto a la libre elección de sus respectivos domicilios por los cónyuges y además, la obligación de comunicarse mutuamente dichos cambios, para poder estar comunicados.

En cuanto al domicilio familiar, en el convenio acordarás quien va a usar y disfrutar la vivienda, lo cual, variará en función de si en el matrimonio hay hijos o no.

¿Qué ocurre con los hijos?
Cuando los hay, en el convenio puedes acordar cómo tomar las decisiones que les afecten a ellos en el futuro, como por ejemplo:

cambios de domicilio

informaciones sobre el colegio, notas, profesores, etc.

celebraciones religiosas (la primera comunión, etc…)

tratamientos e información médica

cómo actuar en situaciones de urgencia

el pago de una pensión alimenticia

acordar cómo y quién paga sus gastos

Además de lo anterior, también hay que acordar el régimen de visitas, es decir:

qué días estarán con uno de los padres y qué días con el otro.

custodia compartida o no.

los horarios de inicio y de finalización de las visitas

qué ocurre si hay “puentes” festivos

quién los recoge

cómo organizar las vacaciones de Navidad, de Semana Santa y de verano

Los aspectos económicos del matrimonio
Además de acordar cuando existen hijos, una posible pensión alimenticia para ellos y sus gastos de mantenimiento (por ejemplo, colegios, ropa, viajes o excursiones, extraescolares, etc…), también puedes pactar, si se paga una pensión compensatoria o no entre cónyuges en el caso que alguno de ellos sufra un desequilibrio o pérdida económica importante con la separación.

También se puede acordar en el caso de que el régimen económico del matrimonio sea el de bienes gananciales, la realización de capitulaciones matrimoniales y la liquidación de dicho régimen produciéndose, por lo tanto, un reparto de los bienes en caso de separación matrimonial.

¿Qué es un convenio regulador?
Es un acuerdo o contrato entre los dos cónyuges, que te servirá para acordar las consecuencias de una posible separación de hecho, separación legal y divorcio (los dos últimos solicitados al Juez).

Los acuerdos a los que llegues en este documento, no deben ser especialmente perjudiciales ni para ti ni para el otro cónyuge. En los casos de separación legal y divorcio este convenio regulador tiene que ser aprobado por el Juez cuando haya hijos menores de edad.

Este importante documento suele incluir en su contenido, acuerdos sobre:

el cuidado de los hijos

régimen de visitas

el uso de la vivienda y bienes del matrimonio

cómo pagar los gastos y el mantenimiento de los hijos

la posibilidad de pagar una pensión a uno de los cónyuges

la liquidación del régimen económico matrimonial (gananciales, separación de bienes, etc.)

Estos acuerdos pueden ser modificados con posterioridad si se justifica claramente un cambio en las circunstancias que hagan necesarios esos cambios.

El cuidado de los hijos
¿Sabías que puedes pactar todo lo relativo a la guardia y custodia de los hijos?, y por lo tanto, cómo se debe ejercer la patria potestad sobre ellos, como debe ser el régimen de visitas y convivencia del cónyuge que no convive habitualmente con ellos.

Puedes pactar la custodia compartida. Y en cuanto al lugar para vivir, compartiendo la convivencia, puedes acordar que esta se produzca, o bien, en los domicilios de los padres desplazándose los hijos, o bien, en el domicilio familiar, permaneciendo los hijos y desplazándose los padres.

Régimen de visitas
En el convenio regulador, podrás pactar un régimen de visitas para que tus hijos puedan relacionarse con otros familiares, como los abuelos u otras personas que se indiquen.

Debes tener en cuenta, que en caso de desacuerdo o de negar esas visitas, por ejemplo, los abuelos, podrían solicitarlas al Juez, que puede no aprobar el convenio en este punto. Pregunta a un abogado si quieres saber más sobre el régimen de visitas.

Uso de la vivienda familiar
En este caso la vivienda familiar, será aquella donde resida la familia cuando surgen los problemas familiares, con independencia de quién sea el dueño de la misma. Tanto el uso de la vivienda, como del mobiliario y otros aparatos (ej. electrodoméstico, ordenadores, etc.) necesarios para desarrollar correctamente la vida cotidiana, pueden pactarse en el convenio regulador.

A la hora de pactar debes tener en cuenta, que lo más importante y el interés principal es que tus hijos tengan un lugar adecuado donde vivir y desarrollarse correctamente. Ellos disfrutarán esta vivienda y su mobiliario junto con el cónyuge con el que vayan a convivir. Y ese interés es el que protegerá el juez. Pregunta a un abogado si quieres saber más sobre el convenio regulador y el uso de la vivienda familiar.

Gastos y mantenimiento económico
En este caso en el convenio regulador podrás acordar 4 conceptos o cantidades diferentes:

las pensiones alimenticias debidas a los hijos menores o mayores de edad no independientes económicamente
las pensiones alimenticias entre cónyuges, que corresponden, cuando se mantiene el matrimonio en las separaciones
los gastos y cargas del matrimonio, que comprende las deudas y obligaciones que afectan al patrimonio (sin tener en cuenta el pago del préstamo hipotecario de la vivienda familiar)
la actualización de las cuantías de los pagos anteriores, y en algunas ocasiones se establecen garantías a los cónyuges para cumplir con esos pagos (ej. hipotecas, avales, etc.)
En el convenio se debe incluir el número concreto de mensualidades, quien las cobra, la forma de pago, tiempo de duración, etc. Para las actualizaciones de los importes suele utilizarse la referencia del IPC (índice de precios al consumo), aunque se podría utilizar otro. Si tienes cualquier duda, Pregunta a un abogado.

Pensión compensatoria
Puedes también, llegar al acuerdo de incluir en el convenio regulador, el pagar o cobrar una cantidad de dinero, en compensación por el perjuicio económico que le cause a uno de los cónyuge la separación o divorcio (ej. cuando uno de los cónyuges no trabaja).

Podrás pactar, el importe, tiempo de duración, etc., como también no pagarla. Pregunta a un abogado si tienes cualquier duda sobre el convenio regulador y la pensión compensatoria.

Política de Privacidad

Política de Privacidad

Adecuado, en Europa, al reglamento europeo de Mayo 2018 (RGPD), para informar a tus clientes de las medidas de protección de datos incluidas en tu página web, que son obligatorias según la normativa. Si tienes una página web, no puedes incumplir esta obligación de información.

¿Cuándo usar?
Toda página web en la que los usuarios dejen voluntariamente, y por lo tanto, haya una toma o captación de sus datos personales, debe incluir una política de privacidad que además sea fácilmente accesible y visible.

Se trata de una obligación impuesta por la Ley de protección de datos (LOPD) y que tiene por finalidad informar a usuarios y clientes.

¿Que cubre?
El documento de la política de privacidad que te ofrecemos incluye:

información al usuario de que sus datos se incorporan a un fichero

cuál va a ser la finalidad y uso de los datos personales del usuario

consentimiento para uso comercial de sus datos personales

si se comunicarán los datos personales a terceros

responsabilidad de la información facilitada por el usuario

información sobre la posibilidad por el usuario de ejercer los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición al tratamiento de datos personales

¿Para qué puedes utilizar los datos de usuarios y clientes?
Entre otras finalidades se pueden recoger en la política de privacidad las siguientes:

contactar con el Usuario y dar respuesta a su petición de información o consulta y realizar un seguimiento posterior

gestionar, en su caso, si procede, su pedido y llevar a cabo la entrega de bienes o prestación de servicio contratada por el Usuario, su facturación y cobro

gestionar y controlar la cartera de clientes

gestionar, en su caso, si procede, el proceso de registro del Usuario en la página web

realizar, en su caso, el perfil de Usuario para ofrecerle contenidos de una manera personalizada

gestionar, en su caso, las cuentas de Usuario de la página web y las posteriores modificaciones que él realice

Acuerdo de Confidencialidad

Acuerdo de Confidencialidad o de No Divulgación

Modelo de Contrato de Confidencialidad y No Divulgación

En Madrid, a …. de ……. de 20….

REUNIDOS
Dña…., mayor de edad, con NIF nº …., con domicilio social en Madrid (España) y con email de contacto: …, quien para los efectos del presente contrato se denominará la “Parte Reveladora”. A efectos de comunicación se establece el siguiente domicilio: C/ ….
Y
D. …………………………, mayor de edad, con NIF nº …………………, con domicilio en ………., C/ ……………. nº …, con email de contacto: …., quien para los efectos del presente contrato se denominará la “parte receptora”. A efectos de comunicación se establece el siguiente domicilio: … y el siguiente email: ….
En este acuerdo, la parte que reciba información propia de la otra (tal como aquí se la define) es denominad a la parte receptora, y la parte que haga saber su información propia es denominad a la parte reveladora. En conjunto, se denominarán “las partes”.
Las Partes, reconociéndose mutua y plena capacidad para la firma de este Contrato de Confidencialidad y No Divulgación,
EXPONEN:
I. Que las partes quieren regular, respecto de sus relaciones comerciales y empresariales futuras, las obligaciones de confidencialidad y no divulgación en cualquier operación o negocio en que intervengan.
II. Que la parte receptora acuerda mantener la información confidencial en secreto y no revelar ni hacer uso de cualquier parte de ella en absoluto, sin el previo permiso escrito de la parte reveladora.
III. Por ello, las Partes convienen en la formalización del presente contrato conforme a las siguientes,
CLÁUSULAS:
PRIMERA.- OBJETO

La parte receptora mantendrá en estricta confidencialidad todos los documentos e información que obtenga de la parte reveladora, ya sea en forma escrita o verbal, que sean proporcionados por la parte reveladora, y en especial respecto a los contactos o personas que ésta proporcione a aquella. La parte receptora no hará saber, directa o indirectamente, en modo alguno a terceras partes la información confidencial proporcionada a la parte receptora bajo este acuerdo. El término “tercera parte o terceras partes” no incluye a empleados de la parte receptora, y a sus agentes y consultores en los términos recogidos en la cláusula siguiente.
El objeto del presente contrato incluye expresamente las relaciones comerciales y empresariales presentes y futuras de las partes, incluyendo los deberes de confidencialidad y no divulgación descritos en la siguiente cláusula, así como el reconocimiento expreso y el compromiso de reconocer, en cualquier negocio presente o futuro de la parte receptora, la intervención y los derechos de la parte reveladora si ha tenido alguna intervención en dichos negocios dando a conocer a personas que coadyuven a la consecución de los mismos.
Constituye información confidencial (en adelante Información Confidencial): (a) la información divulgada o revelada por la parte reveladora a la parte receptora, o que la parte receptora conozca en el curso de las conversaciones o comunicaciones, orales, escritas o por cualquier otro medio, relativas a cualquier operación empresarial o comercial que interese a la otra parte, relacionada con las actividades presentes o futuras de cada una de las Partes (incluyendo información relativa a la parte misma como, por ejemplo, información financiera) y/o de cualesquiera de sus empresas afiliadas y/o vinculadas directa o indirectamente a ella (incluyendo información financiera o de otra naturaleza relativa a cualesquiera de tales empresas); y (b) toda aquélla información que sea considerada confidencial de acuerdo con las normas y costumbres aplicables, por considerarse así en el texto, o por indicarlo así, por cualquier medio, la parte reveladora mediante notificación a la parte receptora. La Información Confidencial incluye también la información que intercambien las Partes una vez culminado cualquier operación, incluyendo datos de los clientes, información financiera, y datos de pago o cobranza, entre otros.

SEGUNDA.- CONFIDENCIALIDAD / NO DIVULGACIÓN
Las Partes se obligan a observar estricta reserva y confidencialidad sobre toda la información que reciban sobre los negocios y asuntos propios de las otras Partes, obligándose a no utilizar dicha información en cualquier forma o finalidad ajena al estricto cumplimiento de este Contrato.
Dicha obligación se extiende a cuantas personas intervengan en la ejecución de este Contrato, a cuyo efecto las Partes se obligan a poner en conocimiento de estas y exigirlas idéntica obligación de confidencialidad. A tal efecto, las Partes responderán del tratamiento confidencial de toda la información y documentación utilizada para la ejecución de este Contrato, tanto por parte de sus empleados, personal, profesionales o por terceras personas de las que se sirvan para su realización.
Así, las Partes acuerdan que el acceso a la Información Confidencial estará limitado, a:
(a) empleados, directores y gerentes de la Parte receptora y a cualesquiera de sus empresas afiliadas y/o vinculadas directa o indirectamente a ella, en la medida que cada una de tales personas estén involucradas directamente en la operación empresarial y requieran conocer dicha información estrictamente debido a su participación en dicha operación, entendiéndose para efectos del presente Contrato de confidencialidad y no divulgación que una empresa es Afiliada y/o Vinculada de otra si ésta se encuentra directa o indirectamente controlada o es controlada por, o está bajo el control común de dicha Parte, o mantiene vínculos muy estrechos. Se entiende que una persona jurídica controla a otra si posee (ya sea en virtud de las acciones que posea de dicha persona jurídica, derechos otorgados en los estatutos constitutivos de la persona jurídica o a través de un pacto de accionistas) mayoría en los derechos de voto de esa otra persona jurídica, con derecho a designar o remover a la mayoría de los miembros del directorio u órgano equivalente; o
(b) consultores independientes, asesores jurídicos y fiscales y demás agentes involucrados en la operación empresarial, hayan o no asumido la obligación frente a la parte receptora que les impida divulgar, revelar o darle un uso no autorizado a la Información Confidencial de acuerdo con los términos y condiciones establecidos en el presente Contrato de confidencialidad y no divulgación.
En ambos casos, la parte receptora será solidariamente responsable por el cumplimiento de lo previsto en este Contrato de confidencialidad y no divulgación por cualesquiera de los individuos, empresas o personas jurídicas a quienes entregue o brinde acceso a la Información Confidencial, quienes serán considerados para todo propósito vinculado a este Contrato de confidencialidad y no divulgación como Receptora de la Información.
TERCERA. NO COMPETENCIA / NO CIRCUNVENCIÓN
El Parte receptora no solicitará ni aceptará ningún negocio, de ninguna de las maneras, ni a través de persona interpuesta, de los contactos que se hagan disponibles como consecuencia de este Contrato, sin la expresa autorización escrita por la parte reveladora.
Las Partes se comprometen asimismo a No Ignorar, Eludir o Sortear este acuerdo, a menos que se haya obtenido permiso expreso por escrito de esta, para hacerlo. Las Partes se comprometen también a no hacer uso de terceras personas para Eludir o Sortear indirectamente esta cláusula. Por la expresa voluntad de este Acuerdo, no importa si la información obtenida proviene de una persona natural o jurídica.
En el caso de la Circunvención de este Acuerdo por cualquiera de las Partes, directa o indirectamente, la Parte perjudicada tendrá derecho a reclamar a la parte que haya contravenido y eludido la cláusula anterior, una indemnización por la cuantía máxima que hubiera obtenido por esa transacción, más cualesquiera otros gastos, incluyendo, pero no limitados, a todos los costes legales y costes incurridos para recuperar los ingresos perdidos.
CUARTA. VIGENCIA DE LA CONFIDENCIALIDAD Y NO COMPETENCIA
Las obligaciones asumidas por las Partes en virtud del presente acuerdo en relación a la no competencia de la cláusula anterior, o la confidencialidad, tendrán una vigencia de veinte (20) años (una vez los compromisos mantenidos hasta ese momento hayan sido liquidados) contados a partir de: la fecha de cese de tentativas, en el supuesto de que la operación empresarial, o la última operación empresarial intentada, en caso de ser varias, no lleguen a materializarse; o de la fecha de caducidad o resolución del contrato de compraventa celebrado entre el comprador y vendedor.
QUINTA. DIVULGACIONES AUTORIZADAS
El Parte receptora podrá revelar o divulgar la Información Confidencial única y exclusivamente en los casos siguientes: (a) cuando la Información Confidencial se vuelva de libre acceso al público en general, siempre y cuando ello no sea consecuencia directa o indirecta del incumplimiento de este Contrato de confidencialidad y no divulgación por la Parte Receptora de la Información; (b) cuando la parte receptora sea requerida en cualquier procedimiento judicial u otro similar, mediante resolución final e inapelable de la autoridad competente, para revelar o presentar información que involucre Información Confidencial; y (c) cuando se trate de información que la parte receptora posea con anterioridad a la fecha de suscripción del presente Contrato de confidencialidad y no divulgación y que no se encuentre comprendida bajo sus alcances.
SEXTA. DEVOLUCIÓN O DESTRUCCIÓN DE LA INFORMACIÓN CONFIDENCIAL
Toda la Información Confidencial divulgada o revelada bajo el presente Contrato de confidencialidad y no divulgación por la Parte reveladora, excepto los documentos preparados por la parte receptora, continuará siendo de propiedad de la parte reveladora. En ese sentido, a requerimiento de la Parte reveladora (que podrá ser efectuado en cualquier momento), la parte receptora deberá devolver o destruir (de acuerdo con lo que decida la parte reveladora) la Información Confidencial o, cuando sea aplicable, borrarla permanente e irrevocablemente de los discos duros y demás sistemas bajo control del Parte receptora o de cualesquiera de sus empresas afiliadas y/o vinculadas. A requerimiento de la Parte reveladora, la parte receptora deberá confirmar por escrito a la primera de las mencionadas, dentro de los diez (10) días hábiles siguientes de recibida dicha solicitud, que luego de haber realizado todas las gestiones necesarias, la Información Confidencial ha sido devuelta a la parte reveladora o destruida y/o borrada permanentemente, habiendo la parte receptora cumplido con todas y cada una de las obligaciones asumidas en virtud del presente contrato. Sin perjuicio de lo antes señalado, aquella parte de la Información Confidencial que se encuentre en, o sirva de base a, los documentos (incluyendo archivos electrónicos y cualquier otro medio de almacenamiento o reproducción de información) preparados por la parte receptora, deberá ser mantenida por ésta y guardada bajo los términos y condiciones del presente Contrato de confidencialidad y no divulgación.
SÉPTIMA. REVELACIÓN DE INFORMACIÓN
En caso de cualquier procedimiento o requerimiento legal realizado bajo la legislación aplicable a través de los cuales se pida o demande revelar, divulgar o presentar documentos que contengan Información Confidencial, la parte receptora deberá informar de dicha situación por escrito e inmediatamente a la parte reveladora, a fin de que ésta última evalúe las medidas de protección que considere convenientes y/o liberar a la parte receptora del cumplimiento de los términos y condiciones del presente Contrato de confidencialidad y no divulgación. la parte receptora deberá, a solicitud de la Parte reveladora, cooperar con ésta última en contestar dicha petición o demanda de información, si ello encuentra cabida en el derecho aplicable. Si, en caso de ausencia de una medida de protección o de liberación por parte de la Parte reveladora, la parte receptora es requerida a revelar cierta Información Confidencial por mandato final e inimpugnable de la autoridad competente o ser pasible de sanción, la parte receptora podrá revelar dicha información estrictamente de acuerdo con lo requerido sin incurrir en responsabilidad alguna, siempre y cuando la parte receptora: (i) dé aviso escrito a la parte de Revela la Información con anticipación a la revelación de la información, salvo prohibición por la autoridad competente; (ii) proporcione única y exclusivamente la parte de la Información Confidencial que le ha sido requerida; y (iii) haga sus mejores esfuerzos para obtener u ordenar o asegurarse que se le brinde la confidencialidad debida a la Información Confidencial que proporcione.
OCTAVA.- CESIÓN Y NOVACIÓN
Ninguna de las Partes podrá ceder este contrato sin aceptación previa y por escrito de la otra Parte. No se considerará cesión ni novación del presente contrato, la subrogación en la posición jurídica de las sociedades de la parte reveladora, de una compañía perteneciente al grupo de sociedades al que respectivamente pertenecen, en los términos previstos por el artículo 42 del Código de Comercio.

NOVENA.- RESPONSABILIDAD Y PENALIZACIONES
La parte reveladora no responderá en ningún caso de la veracidad de los datos proporcionados por la parte receptora, en relación con la información que le proporcione. la parte receptora mantendrá indemne a la parte reveladora de cualesquiera reclamaciones de terceros que en este sentido pudieran tener lugar.
En caso de incumplimiento por la parte receptora de algunas de las obligaciones contraídas tras la firma del presente contrato, la parte receptora será responsable de una indemnización por daños y perjuicios de 1 millón de euros, además de, por lucro cesante, lo que le pudiere corresponder.
DÉCIMA. DETALLES SOBRE VIGENCIA
Las partes podrán extender la vigencia de este acuerdo mediante un intercambio de cartas, faxes o correos electrónicos.
Finalizada definidamente la vigencia del acuerdo, las Partes NO podrán comunicarse con los contactos proporcionados por la otra parte, salvo autorización particular o general por escrito.
DÉCIMO PRIMERA. VARIOS
Ninguna modificación, variación o adición al presente Contrato de confidencialidad y no divulgación será válida o vinculante entre las Partes, salvo que las mismas sean acordadas por escrito. Cualquier demora de las Partes en ejercitar los derechos o acciones establecidos en el presente Contrato de confidencialidad y no divulgación o en hacer valer los mismos, no podrá ser entendido en ninguna circunstancia como una renuncia a los mismos o como una liberación a la contraparte de los incumplimientos incurridos sin afectar el derecho de las Partes de hacer valer dichas disposiciones de acuerdo con los términos del presente Contrato de confidencialidad y no divulgación. El presente Contrato de confidencialidad y no divulgación vincula a las Partes que lo suscriben, así como a sus sucesores o cesionarios en el mismo. La suscripción del presente Contrato de confidencialidad y no divulgación no genera ninguna asociación, sociedad, persona jurídica, entidad común, coparticipación de ingresos o cualquier otra forma de asociación o colaboración empresarial entre las Partes ni obligación de llevar a cabo el Proceso de acreditación. Todas las comunicaciones, notificaciones, consentimientos y requerimientos relacionados con el presente Contrato de confidencialidad y no divulgación deberán efectuarse por escrito y ser enviados a la parte a la hubieran sido dirigidos. Para tal efecto se entenderá como medio escrito las comunicaciones remitidas por correo a las respectivas direcciones indicadas en la introducción del Acuerdo. Cualquiera de las Partes podrá, previa notificación escrita enviada a la contraparte con una anticipación de por lo menos diez (10) días calendario, cambiar su dirección para los efectos del presente Acuerdo y designar no más de una dirección adicional a la que simultáneamente deberá remitirse copia de las comunicaciones correspondientes.
DÉCIMO SEGUNDA.- PROTECCIÓN DE DATOS DE CARÁCTER PERSONAL
Las Partes firmantes del presente Contrato asumen las obligaciones que les corresponden de acuerdo con la legislación vigente en materia de protección de datos de carácter personal.
DÉCIMO TERCERA.- FUERO Y LEGISLACIÓN
Este Contrato de Confidencialidad y No Divulgación se regirá por las presentes clausulas y en lo no previsto en ellas, por las disposiciones del Código de Comercio y del Código Civil españoles aplicables a la materia de que se ocupa este contrato. Este Contrato se rige, por consiguiente, por la Ley española.
Para cuantas cuestiones pudieran derivarse de la interpretación o cumplimiento del presente Contrato, las partes, con renuncia de sus propios fueros, se someten expresamente a la jurisdicción de los Juzgados y Tribunales de Madrid.
Y, en prueba de conformidad con el contenido del presente documento, ambas partes lo firman en triplicado ejemplar, en el lugar y fecha indicados en el encabezamiento del presente documento.
Por la parte reveladora

______________________ _______________________
D. …

Por la parte receptora
_______________________
D. _

Instrucciones

Utiliza este documento y asegura la confidencialidad de las negociaciones con otra persona o empresa para que la información sensible (tu proyecto, invención, marca y patente) quede protegida con este acuerdo de confidencialidad.

Podrás compartir la información asegurando que ésta no es objeto de malos usos ni que llegue a manos de la competencia.

¿Cuándo usar?
Si estás interesado en compartir proyectos, ideas, invenciones o información para analizar la posibilidad de obtener ingresos junto a otras personas o empresas, utiliza este acuerdo de confidencialidad:

cuando quieras intercambiar información confidencial con otra empresa (o una persona)

para poder informar a la otra parte del contenido y la importancia de la información confidencial

para exigir cómo proteger tu información empresarial que es confidencial

¿Qué cubre?
Contenido de este acuerdo de confidencialidad:

cuál es la información confidencial que quieres proteger

cómo proteger la información confidencial

quién está autorizado a recibir la información confidencial

qué ocurre si se comparte la información con trabajadores o directivos

duración del acuerdo

consecuencias si se incumple la confidencialidad

¿Qué es un acuerdo de confidencialidad?
El acuerdo de confidencialidad o NDA es un contrato que ofrece la protección a las partes que intervienen para que no se revele o se publique la información confidencial de la otra.

¿Por qué necesitas un acuerdo de confidencialidad?
Necesitas un acuerdo de este tipo cuando quieras hablar de tu proyecto, idea o invención:

con posibles socios

con posibles inversores

con trabajadores o colaboradores

con proveedores

Exigiendo a la otra parte con la que vas a realizar las reuniones o negociaciones la firma de un acuerdo de confidencialidad, protegerás tu proyecto, idea o invención y evitarás que sea compartida con otras personas que no quieres o que no estás interesado que conozcan esa información. Y si se incumple el acuerdo y se comparte, podrás exigir indemnizaciones por los daños y molestias.

¿Qué tipo de información se puede proteger?
Casi cualquier tipo de información puede ser información confidencial. Puede proteger tanto la información comercial e información personal. Ejemplos de información confidencial serían secretos comerciales, patentes, diseños de productos, bases de datos, recetas, dibujos, información o listas de clientes, etc.

¿Cuál es la información que quieres proteger?
En la elaboración de un acuerdo de confidencialidad debes incluir cuál va a ser el proyecto, idea o invención confidencial que se va a compartir con la otra parte y que se debe proteger. La finalidad de compartir esta información siempre deber ser legal y legítima y debe realizarse por unas razones o finalidades concretas.

¿Cuándo la información se considerará confidencial?
La información se considerará confidencial si:

es secreta, es decir que no sea generalmente conocida ni fácilmente accesible para personas que se relacionan en los círculos en que normalmente se utiliza ese tipo de información

tener un valor comercial por ser secreta. Que sea valorable económicamente

que el dueño o titular de esa información haya tomado medidas razonables para mantenerla secreta

No será obligatorio mantener la confidencialidad cuando la información es pública (y no por la parte que recibe la información) y cuando se obtenga legalmente de un tercero (persona o empresa) que ya estuviera en posesión de dicha información.

¿Cuándo termina un acuerdo de confidencialidad?
En el acuerdo de confidencialidad deben diferenciarse dos períodos de tiempo:

El periodo de tiempo en el que se compartirá el proyecto, idea o la invención con la otra parte (mientras dure la relación)

El periodo de tiempo en el que la confidencialidad en el proyecto, idea o la invención se debe mantener (duración de la obligación de confidencialidad una vez terminada la relación)

En el primer caso, esta confidencialidad suele ser obligatoria durante la duración del acuerdo.

En el segundo caso, el periodo en el que debemos mantener la confidencialidad y dependiendo del tipo de información, suele establece entre 1 y 10 años.

¿Qué ocurre si una de las partes incumple el contrato?
El acuerdo de confidencialidad incluye las consecuencias que pueden derivarse del incumplimiento por alguna de las partes:

la posibilidad de solicitar una indemnización de daños y molestias causados

la posibilidad de reclamar los ingresos o beneficios dejados de ingresar por la parte propietaria de la información

No es común incluir una cifra concreta, pues sería como poner precio a la información, en cuyo caso, se incluiría una cifra muy superior al valor real del proyecto, idea o invención confidencial, o al beneficio que pudiera obtener la empresa que recibe la información.

Aviso Legal en Páginas Web

El Aviso Legal en Páginas Web

Si a través de tu página web realizas algún tipo de actividad económica o consigues alguna remuneración directa o indirecta, como la publicidad, deberás incluir en la misma un aviso legal. En Europa, utiliza este documento actualizado a la nueva normativa de Mayo 2018 (RGPD) e inclúyelo en un sitio visible y accesible, generalmente al pie de la página web.

¿Cuándo usar?
Si eres un prestador de servicios según la Ley de la sociedad de la información (los servicios prestados normalmente a título oneroso, a distancia, por vía electrónica y a petición individual del destinatario) necesitas obligatoriamente incluir un aviso legal, por ejemplo, en los siguientes casos:

en la página web corporativa de tu empresa o negocio

en la página web de la tienda online de tu empresa o negocio

en la página web de información de autónomos y profesionales

en la tienda online de autónomos y profesionales

si tienes un blog y obtienes ingresos de publicidad

¿Qué cubre?
La imagen y la presencia de las personas y de las empresas en Internet han hecho necesario el que todas ellas hayan tenido que crear una página web, con sus contenidos, explicando su empresa o negocio y ofreciendo servicios y productos a potenciales clientes.

Con el aviso legal estás cumpliendo con una obligación de la Ley en la que ofreces a los usuarios de tu página web información sobre:

tus datos identificativos

el uso de la página web o del portal

la política de recogida de datos personales

los derechos de los usuarios

cuestiones relativas a la propiedad intelectual e industrial de la página web y sus contenidos

exclusión de garantías y cuestiones sobre la responsabilidad

la realización de modificaciones en el contenido del aviso legal

qué ocurre con los enlaces o links existentes en tu página web o portal

el derecho de exclusión de usuarios

El objeto del aviso legal
El aviso legal tiene por finalidad establecer unas condiciones de uso de tu página web hacia los usuarios de la misma, que por el simple hecho de navegar por ella, se entenderá que son aceptadas y que por esa razón, deben estar situadas en una zona visible e independiente de tu página web.

Además, la administración controla e inspecciona el cumplimiento de los requisitos legales en las páginas web de tipo comercial que se dirigen a consumidores y que en caso de incumplimiento pueden llevar sanciones económicas, por ello, es importante que incluyas en tu página web tu correspondiente aviso legal.

El uso de la página web
Con este aviso legal, el usuario debe hacer uso de los contenidos y servicios que se ofrecen de una manera adecuada y no los puede emplear para realizar actividades ilícitas o ilegales. Tampoco puede provocar daños en los sistemas del titular de la página web ni de sus clientes y proveedores, ni difundir virus a través de la red.

Como titular de la página web, con este aviso legal, podrás reservarte el derecho a retirar los comentarios que haga un usuario que resulten ofensivos, discriminatorios, xenófobos, etc., no siendo responsable de las opiniones vertidas por los usuarios.

Protección de datos
En el aviso legal, informas a los usuarios de cuál es tu política en el tratamiento de datos personales, y de la posibilidad de aceptar las condiciones particulares del tratamiento de los mismos, así como la posibilidad de ejercer sus derechos de acceso, rectificación , cancelación y oposición.

Si el usuario facilita sus datos personales autoriza expresamente al titular de la página web, al tratamiento de los mismos, pudiendo ejercitar los derechos antes mencionados. Aunque deberás solicitar autorización para el uso del correo electrónico del usuario con fines comerciales.

Propiedad intelectual e industrial
A través del aviso legal, informarás a los usuarios que eres titular de los derechos de propiedad intelectual de tu página web y por lo tanto, de sus contenidos, como imágenes, fotografías, logos, sonido, marcas, colores, estructura, etc.

Podrás prohibir la reproducción, distribución y comunicación pública de los contenidos de la página web con fines comerciales por cualquier usuario, que podrá imprimirlos, almacenarlos, etc., pero nunca podrá, alterar o manipular los mismos.

Responsabilidad
El usuario será el responsable del buen uso de acuerdo con el aviso legal de la página web, excluyéndose para el titular de la misma la responsabilidad sobre:

la disponibilidad en el funcionamiento
que la finalidad de la página sirva a los objetivos de los usuarios
los daños informáticos que pudiera causar un usuario a otro usuario o terceros
el uso fraudulento de los contenidos por un usuario
los daños o perjuicios en casos o circunstancias fortuitas o de fuerza mayor.

Exclusión
En el aviso legal se indica la facultad del titular o dueño de la página web de denegar o retirar el acceso a la misma al usuario que incumpla el contenido del aviso legal, sin necesidad de hacer ninguna advertencia previa.

Abogados especializados